Explicacion de mi salida de Movistar Riders


Buenas a todos!

Después de varios días creo que ya es hora de dar una explicación sobre la decisión de irme a HellRaisers y salir de la que hasta ahora ha sido mi casa, Movistar Riders.

Durante las últimas semanas, creo que se han dicho muchas barbaridades sobre mi persona y sobre mi decisión. Es por ello que, en este comunicado, os intento explicar sin meterme en detalles cómo sucedió todo y a partir de aquí, que cada uno saque su propia conclusión.

¿Os parece?

Como bien sabéis, hace unas pocas semanas, volvimos de competir en China. Pues bien, los resultados cosechados desde entonces tanto online como en lan, dejaban bastante que desear. Aún así, yo estaba contento porque confiaba en que aún podíamos dar un paso gigante todos juntos. Pero entonces fue cuando sucedió el hecho desencadenante de todos los problemas.

Parte del equipo estuvieron hablando de un tema muy serio y en ningún momento contaron conmigo, únicamente cuando ya habían tomado la decisión. Me sentí decepcionado y desmotivado por la situación en general y más teniendo en cuenta que teníamos una relación magnifica entre nosotros.

Yo intenté explicarle al coach que la decisión que se quería tomar me parecía INJUSTA, ya que en vez de mirar y analizar fallos propios, habrían preferido tomar el camino fácil y con el que yo estaba en total desacuerdo.

Quiero aclarar que, desde el primer día, nos hemos apoyado entre todos y teníamos una muy buena relación, pero al menos por mis valores, tal acto me desmotivó muchísimo, y más teniendo en cuenta que teníamos pensado irnos a vivir a Madrid. Tampoco se hizo nada para revertir la situación, tan solo se enfadaron conmigo por no aceptar la decisión que ellos ya habían tomado. Intenté hacerles entender mi posición y ver que simplemente teníamos que callar, y seguir trabajando y mejorando.

Por otro lado, empecé en el Counter-Strike con 11 años y me he tenido que ganar todo lo que tengo a base de esfuerzo, trabajo y metiendo muchas horas para poder cumplir mis sueños. Estos sueños son jugar los torneos más importantes del mundo, intentar ser el mejor con mi equipo e intentar dar lo mejor de mi persona como COMPAÑERO y JUGADOR.

En Movistar Riders lo teníamos prácticamente todo, y no hemos acabado de la mejor manera e incluso tengo claro que están decepcionados conmigo ya que ellos pensaban totalmente diferente a mí (con esto no digo que yo tenga que tener la razón).

Y aquí entra en juego Hellraisers, un proyecto internacional, que apareció justo los días en los que peor estaba la situación en Movistar Riders y en las que dejé de creer en todo lo que había luchado los últimos meses.

Sé que en mi nuevo club voy a tener muchas complicaciones para rendir al nivel que estaba rindiendo, como por ejemplo el idioma, playstyle, diferentes posiciones, compañeros... creerme, soy consciente de lo positivo y de lo negativo de esta nueva aventura, y para mí la decisión fácil hubiese sido quedarme en Movistar Riders, e intentar hacerlo lo mejor posible teniendo un puesto asegurado entre los mejores de España, pero dada la situación, HellRaisers era una oportunidad que no podía rechazar.

Soy de esas personas que piensan que, en esta vida, las cosas no ocurren al azar, y después de valorarlo muchísimo, mucho más de lo que la mayoría podéis llegar a imaginar, decidí hablar con la dirección del club nada más recibir la oferta de Hellraisers. Me presenté al MEC para hablar con los jefes para contarles, escuchar su opinión y ver cómo me podían ayudar para llevar la situación de la mejor manera posible.

Debo reconocer que ellos hicieron todo lo posible para darme argumentos de que siguiera en el proyecto español, pero finalmente entendieron mi situación y simplemente me desearon lo mejor sin ningún tipo de rencor.

Por mi parte, yo me comprometí con Riders a que hablaría con HR para dejarles claro, que por mucho que quisiera probar con ellos, no dejaría tirados a mis entonces compañeros de equipo, y que jugaría todos los oficiales con ellos. HellRaisers no me puso ninguna pega en ello.

Cuando aún nada era oficial, yo estaba preparado para jugar con el equipo las semifinales y, en caso de ganar, la final y todo lo que fuera necesario, pero el coach me comentó que no querían jugar conmigo y jugaría él en mi lugar (entendible totalmente).

Finalmente, comuniqué mi decisión de irme del equipo, y obviamente, estaban dolidos y decepcionados, pero yo a diferencia de ellos, si un amigo mío va a estar más feliz en otro lado y es su decisión, me fastidiaría mucho. Pero, por otro lado, me alegraría también por él, como lo he hecho siempre con cualquier compañero con el que he estado.

Para acabar, me gustaría dejar muy claro, que Movistar Riders y en concreto Paco y Fer se han portado conmigo de 10. Me han ayudado siempre en todo lo que he podido necesitar y solo tengo palabras de agradecimiento para el club.

Dejo atrás grandes personas en Riders con las que espero volver a encontrarme en un futuro y por supuesto, le deseo la mayor de las suertes a mis ex compañeros de equipo de los cuales pienso que si trabajan duro, podrán llegar a donde se propongan, ya que calidad no les falta.

Espero que con este comunicado todas las dudas se hayan resuelto, aunque imagino que más de uno os sentiréis ofendidos, engañados, etc…

Y ya como última cosa, agradecer a todas aquellas personas, cercanas y no tan cercanas que me habéis apoyado durante estas semanas, las cuales no han sido nada fáciles de gestionar, así como a todos los seguidores de Movistar Riders a los que he intentado representar de la mejor forma posible durante los últimos meses.

Un saludo,

Christian.

Reply · Report Post